Tema 2: Atención temprana. Modelos de intervención

Tema 2: Atención temprana. Modelos de intervención

1. Principios generales de la intervención

Para responder de forma adecuada y eficaz a las necesidades y características de losalumnos con TEA, será necesario delimitar una serie de principios que guíen laintervención. Siguiendo a Rivière (1997) podemos destacar los siguientes:

  • Promover el bienestar emocional de la persona autista, disminuyendo sus experiencias emocionales de miedo, terror, ansiedad, frustración, hostilidad, etc., e incrementar la probabilidad de emociones positivas de serenidad, alegría,afecto positivo y autovaloración (permitirle que se enfrente al mundo en mejores condiciones).
  • Aumentar la libertad, espontaneidad, flexibilidad de la acción, así como sufuncionalidad y eficacia. Para ello es importante disminuir la inflexible adherencia a rutinas, rituales, estereotipias y contenidos obsesivos depensamiento o acciones compulsivas.
  • Promover la autonomía personal y las competencias de autocuidado,disminuyendo la dependencia de la persona autista e incrementando susposibilidades de sentirse y ser eficaz (prepararlos para cuando falten sus padres).
  • Desarrollar las competencias instrumentales de acción mediada y significativasobre el mundo y las capacidades simbólicas, que a su vez permiten una acciónsobre los otros y sobre sí mismo, y aumentan sus posibilidades de comunicación,autoconciencia y autorregulación.
  • Desarrollar destrezas cognitivas y de atención, que permitan una relación másrica y compleja de la realidad circundante.
  • Aumentar la capacidad de la persona autista de asimilar y comprender lasinteracciones humanas, y de dar sentido a las acciones y a las relaciones conotras personas.
  • Aumentar las posibilidades de relación intersubjetiva y de sus capacidades deinterpretar las intenciones de los demás.
  • Desarrollar las destrezas de aprendizaje, como las basadas en la imitación, laidentificación intersubjetiva, el aprendizaje observacional y vicario, quepermiten incorporar pautas culturales y beneficiarse de ellas.
  • Disminuir aquellas conductas que producen sufrimiento en el propio sujeto y enlos que le rodean, como las autoagresiones, agresiones a otros y pautasdestructivas, incrementando así las posibilidades de convivencia en ambientes lomenos restrictivos posible.
  • Desarrollar las competencias comunicativas.
  • Aumentar las capacidades que permiten interpretar significativamente el mundo,disminuyendo el “fondo de ruido” cognitivo que aísla a la persona autista y lahace sufrir (enseñarlos a separar lo relevante)

 

2. Consideraciones para la planificación de la intervención con alumnos con TEA

A la hora de planificar la intervención con alumnos con TEA, no podemos olvidar quecada alumno presentará unas necesidades propias e individuales y, por ello, puede queuna intervención determinada pueda tener éxito en un alumno y no obtener los mismosresultados en otro.

Por otro lado, la efectividad de las intervenciones en el ámbito escolar requerirá laparticipación, a parte del profesor tutor especialista en Pedagogía Terapéutica, de otrosprofesionales especializados como son Maestros de Audición y Lenguaje, AyudantesTécnicos Educativos y otros que se pudieran necesitar, como fisioterapeutas,enfermeros, educadores, etc.

En cuanto a las áreas de intervención, se centrarán de forma prioritaria en aquellas másalteradas asociadas al trastorno como la relación social, comunicación y lenguaje,desarrollo cognitivo y autonomía.

Una intervención educativa adecuada es fundamental en la mejora de la calidad de vidade las personas con TEA. Como decían Schreibman y Koegel (1981), “los niños autistaspueden aprender, pero parece que sólo lo hacen en condiciones de aprendizaje muycuidadas. No aprenden apenas a menos que se sigan, de forma muy escrupulosa, reglasespecíficas de enseñanza, identificadas a través de la investigación en el área delaprendizaje. En el tratamiento de las personas autistas, el control adecuado del mediopara producir aprendizaje es actualmente el recurso esencial, y bastan pequeñasdesviaciones en la conducta del profesor para que se produzcan graves perturbacionesen el aprendizaje del niño autista”.

Algunas condiciones o pautas que son necesarias tener en cuentapara planificar una adecuada intervención educativa con estos alumnos:

  • Plantear situaciones de aprendizaje basadas en el aprendizaje sin error, dándoles los apoyos necesarios para que realicen las tareas de forma satisfactoria y retirándolos de forma gradual y progresiva. En estas situaciones hemos de asegurarnos, en todo momento, que el alumno esté motivado y que las tareas que se planteen sean claras y precisas y sólo cuando el alumno atienda. Por otro lado, debemos planificar tareasque conlleven consecuencias positivas inmediatas a los esfuerzos que los alumnosrealizan en las situaciones de aprendizaje.
  • Fomentar la enseñanza en entornos naturales. Una de las características de los alumnos con TEA es la dificultad de generalizar los aprendizajes, por lo que se hace necesario utilizar entornos próximos y cotidianos para poder desarrollar la generalización en las habilidades de la vida diaria.
  • Partir de los conocimientos previos del alumno, de esta forma utilizará lo conocido como base para los nuevos logros a conseguir (aprendizaje significativo).
  • Atribuir intenciones sociales a sus acciones, procurando que las reacciones del adulto estén relacionadas funcionalmente con ellas y sean fácilmente percibidas por el alumno.
  • Organizar el ambiente de forma estructurada, ordenada y predecible. “Laestructuración reduce la frustración del alumno y del profesor y las barrerascomunicativas que están asociadas a un gran número de problemas de conducta.”(Schopler y Mesibov, 1995).
  • Emplear apoyos y claves visuales (objetos reales, pictogramas, fotografías, dibujos,palabra escrita…) que informen al alumno de la actividad que se va a realizar encada momento.
  • Evitar estímulos innecesarios (verbales, visuales…) que puedan confundir alalumno.
  • Utilizar un lenguaje claro y preciso. El lenguaje debe ser sencillo, mediante el usode una sola palabra o frases cortas, y si fuera necesario, con el apoyo de pictogramaso imágenes.
  • Utilizar, en el caso de que no exista lenguaje oral o sea ecolálico y no funcional, eluso de sistemas de comunicación que faciliten el desarrollo del lenguaje. Uno de losProgramas de Comunicación Total puede ser el Bensson-Schaeffer que utilizasimultáneamente el lenguaje oral y signado o el PECS, que es un sistema deintercambio por imágenes.
  • Emplear rutinas que favorezcan la comprensión del entorno y el desenvolvimiento de forma autónoma.
  • Ofrecer al niño oportunidades para poder elegir y fomentar la toma de decisiones.
  • Implicar a la familia en el proceso de enseñanza-aprendizaje. La coordinación de lospadres es necesaria para que la intervención sea eficaz y funcional. Es muyimportante dar una continuidad a los aprendizajes en otros contextos fuera de laescuela. Además, la información que podemos recibir de la familia será muy valiosapara entender ciertos comportamientos o situaciones de nuestros alumnos. Para ello,se puede utilizar la agenda escolar o un cuaderno en donde se reflejen, tanto porparte de los padres como por los profesores, las observaciones más relevantes,comportamientos, acontecimientos, registro de conductas, etc.

 

3. Modelos de Intervención Educativa

Existe una gran diversidad de modelos de intervención, sin embargo, la forma máseficaz en la intervención en niños con TEA, suele ser la forma combinada de variosmodelos, teniendo en cuenta que adaptaremos el programa a las características ynecesidades de cada alumno.

A continuación, se destacanalguno de los modelos psicoeducativos más utilizados:

  • INTERVENCIONES CONDUCTUALES: Basadas en enseñar a los niños nuevoscomportamientos y habilidades, usando técnicas especializadas y estructuradas. Los másefectivos son los siguientes:

Programa Lovaas: propone una intervención extensiva y estructurada. A pesar de quese ha demostrado que con este método se consiguen mejorar habilidades como laatención, la obediencia, la imitación o la discriminación, ha sido criticado por losproblemas en la generalización de las conductas aprendidas para un uso en un ambientenatural espontáneo.

Análisis aplicado de la conducta (ABA) contemporáneo: Esté método se centra en elrefuerzo de conductas operantes y en la reducción de conductas indeseables. En losniños con TEA la terapia ABA ha dado buenos resultados para tratar los trastornos decomunicación, las conductas repetitivas y estereotipadas y las conductasautodestructivas.

  • INTERVENCIONES EVOLUTIVAS: Ayudan al niño a desarrollar relacionespositivas y significativas con otras personas. Se centran en enseñar técnicas sociales yde comunicación, en ambientes estructurados, así como desarrollar habilidades para lavida diaria.

– Floor Time (el tiempo del suelo): Es una técnica específica que conjuntamente siguelos intereses emocionales de los niños, al mismo tiempo que lo desafía a tener logroscada vez mayores. Esta técnica forma parte del modelo DIR (modelo de desarrollobasado en las diferencias individuales y las relaciones).

INTERVENCIONES CENTRADAS EN LA COMUNICACIÓN

PECS (Picture Exchange ChildrenSystem): Este sistema de comunicación porintercambio de imágenes (PECS) fue desarrollado en 1985 por Andrew Bondy y LoriFrost para ayudar a niños pequeños con grandes dificultades en la lengua oral o quepresentan un lenguaje poco funcional. Consiste en el intercambio de una imagen oelemento comunicador (EC) entre el alumno y el maestro para conseguir un objeto real.

De esta forma se consigue que los alumnos tengan una manera de comunicar sus deseose intereses. Este sistema no se utiliza de forma aislada, sino que sirve de puente paraadquirir otros sistemas de comunicación, incluso el lenguaje oral. Para aplicar estesistema es necesario que se den una serie de pasos. En primer lugar, enseñaremos alniño que tiene que entregar el EC para recibir el objeto al que hace referencia. Para ello,necesitaremos la ayuda de dos personas, una se sentará delante de él y será la encargadade realizar el intercambio del objeto por el EC, ofreciendo refuerzos positivos, tantoverbales como gestuales. La otra persona se colocará detrás del niño, ayudándole demanera física a realizar el intercambio (técnica de moldeamiento). Estas ayudan irán

desapareciendo de forma gradual. Una vez que este proceso se haya generalizado secomenzará a trabajar en contextos naturales de comunicación para que se lleve a cabo lacomunicación espontanea.

Programa de Comunicación Total de Benson Schaeffer: Sistema bimodal en el que seutilizan simultáneamente el lenguaje oral y signado. Es un procedimiento sistemático deaprendizaje sin error y funciones comunicativas. La técnica del encadenamiento haciaatrás favorece la adquisición y el uso espontáneo, generalizado y funcional de lossignos. Este programa incluye varias fases, definidas esencialmente por el logro deactividades pragmáticas o funcionales (expresar deseos, realizar actos simples dereferencia, desarrollar conceptos personales, habilidades de investigación y abstraccióncon signos o palabras), y su objetivo final es desarrollar el lenguaje oral, para lo que sefavorece que el niño aprenda primero signos, luego complejos signo-palabra yfinalmente, (al desvanecerse los signos) palabras. (Ángel Rivière, 1994). Este sistemaresulta muy útil para muchos niños con TEA, incluso con niveles cognitivos bajos, yaque no requiere imitación, se basa esencialmente en una estrategia instrumental,favorece el desarrollo de intenciones comunicativas y se fundamenta en unprocesamiento visual

  • INTERVENCIONES CENTRADAS EN LA ESTRUCTURACIÓN

Proyecto PEANA (Proyecto de Estructuración Ambiental en el aula de Niños/as conAutismo (Tamarit, De Dios, Dominguez y Escribano, 1990): Este programa está basadoen la utilización de claves preferentemente visuales (pictogramas, símbolos o carteles,líneas de colores) dirigidas a dos dimensiones fundamentales: ordenación del espacio yordenación del tiempo. Para la ordenación del espacio se realizará una distribución delaula en zonas dedicadas al trabajo de determinadas actividades (rincones); disposiciónde los materiales de forma clara y ordenada; utilización de claves visuales para que losalumnos puedan desenvolverse de forma autónoma y favorezcan la anticipación. Encuanto a la ordenación del tiempo se utilizarán agendas individuales y de grupo y secrearán rutinas diarias en el aula.

El proyecto PEANA persigue los siguientes objetivos:

 Adquirir un grado de autonomía, autorregulación y autodirección personal lomás elevado posible, disminuyendo así la dependencia de la persona con TEA.

 Aumentar la libertad, espontaneidad y flexibilidad de la acción, así como sufuncionalidad y eficacia.

 Desarrollar y reforzar las competencias comunicativas: expresivas(denominación, petición, señalar) y comprensivas (seguimiento de órdenes einstrucciones sencillas).

 Comprender nociones temporales y espaciales básicas.

 Disminución de los niveles de ansiedad.

 Mayor participación en la vida del grupo.

Uno de los métodos más utilizados en la intervención educativa de alumnos con TEA enaulas específicas es la metodología TEACCH. Puesto que es una metodología queconozco y he seguido en el aula con alumnos con TEA obteniendo buenos resultados,dedicaré este apartado a explicar en qué consiste y cómo se lleva a cabo.

El método TEACCH (abreviación en inglés de Tratamiento y Educación de Niños conAutismo y Problemas de Comunicación Relacionados) es un programa desarrollado enCarolina del Norte, por su fundador Eric Shopler en los años 70. Está basado en lapersona con TEA y en desarrollar un programa alrededor de sus habilidades, intereses ynecesidades.

El objetivo de este programa es la atención integral de la persona TEA para que puedavivir y trabajar más efectivamente en la casa, en la escuela y en la comunidad. Esteprograma pone especial énfasis en los planes individualizados para ayudar a laspersonas con TEA y a sus familias a vivir juntos de forma más efectiva. Los objetivosde intervención no vienen dados de antemano, sino que surgen, individualizados, de laobservación de la persona, en contextos diferentes. Por lo que es necesaria unaevaluación de las habilidades, entrevistas con los padres para consensuar los objetivos yprioridades y diseñar un plan individualizado para el entrenamiento de habilidades.

Los principales componentes del programa son los siguientes:

1– Enseñanza estructurada: en contextos organizados el alumno entiende mejor lassituaciones y expectativas, dando significado a la actividad que desarrolla. Por otrolado, se facilita el aprendizaje del alumno a través de la modalidad visual y se le ayuda aentender las situaciones o acontecimientos que van a ocurrir, reduciendo problemas deconducta o estados de confusión o ansiedad. Se utilizan los siguientes componentes encada programa educativo:

Estructura física (rincones): Se refiere a la forma de organizar las diferentes zonasdel aula para que el niño con TEA entienda dónde se realizan las distintas actividades ydónde se encuentran los materiales. La organización física del aula puede entendersecomo un sistema de trabajo por rincones. Éstos son espacios concretos en los que sesubdivide el aula y que son específicos para el desarrollo de una actividad determinada,deben ser creados y adaptados a las necesidades de los alumnos según el nivel dedesarrollo. Estos rincones deben ser ante todo claramente discriminables por losalumnos gracias a las limitaciones físicas y/o visuales.

– Agendas: Instrucción visual que dice la actividad que tendrá lugar y en qué orden, loque permite al alumno saber y esperar la producción de acontecimientos. Habitualmentese disponen de izquierda a derecha y de arriba a abajo. Los tipos de agendas pueden serdiversas y se emplean en función del nivel evolutivo del alumno.

Sistemas de trabajo: “El objetivo de los sistemas de trabajo es facilitar al alumno unaestrategia para completar el trabajo que debe hacerse de forma independiente. Alconstruir un sistema de trabajo cabe clarificar al alumno: cuánto trabajo necesita hacer,qué trabajo, cuándo finalizará y qué ocurrirá después.” (Mesibov, Shea y Schopler,2005).

2. Actividades secuenciadas visualmente: organización visual: Favorecen laexplicación visual de lo que se espera exactamente de su tarea, así como del comienzoy finalización. Algunos ejemplos de estructura visual son la organización de recipientes,la limitación de espacios, realizar codificaciones de colores, instrucciones con fotos oescritas, etc

3. Enseñanza 1 a 1: Se utiliza principalmente para evaluar las habilidades, trabajar losobjetivos de comunicación e interacción con los otros niños, trabajar el desarrollo dehabilidades y capacidades y el trabajo autónomo. En esta técnica el adulto se posicionade forma diferente según el objetivo del trabajo.

4. Comunicación expresiva: Es importante realizar registros y recoger datos (evaluarcómo se comunica, dónde, con quién, por qué), establecer objetivos e intervenir en lacomunicación expresiva a través de diferentes formas. En las personas con TEA lacomunicación es más instrumental que social, por lo que hay que fomentar loscomportamientos comunicativos: desarrollar estrategias, asegurarnos de que reciben losmensajes, favorecer su autonomía, proporcionar un sistema de comunicaciónaccesible…

5. Juego: Tiene que ser motivador, se le enseña a jugar solo (en la mesa 1 a 1) para quepueda jugar después en común. Muchos niños con TEA prefieren el llamado trabajoestructurado antes que el juego, por ello hay que hacer que el juego se parezca altrabajo, que tenga estructura y definir cuándo se acaba. “Trabajar es un juego, jugar esun trabajo” (Frase TEACHH).

6. Problemas conductuales: Se debe tener en cuenta que muchos de estos problemaspueden deberse a una estructura física inadecuada o al exceso de estímulos en elcontexto. Hay que procurar evitar la conducta antes de que se produzca, contemplar laTeoría del “Iceberg” (lo que vemos es una parte muy pequeña de lo que realmentesupone la conducta).

Tema 2: Atención temprana. Modelos de intervención

Figura Iceberg

Tema 2: Atención temprana. Modelos de intervención

 Figura: Material educativo Método Teacch.